jueves, 29 de septiembre de 2011

El día que Boca volvió a perder en la Bombonera

Por Juan Ignacio Repetto

Boca acumulaba 29 partidos invicto y era casi invencible en la Bombonera, hasta que una inspirada tarde de Martín Morel cortó la racha y le dio una recordada victoria a Tigre por 3 a 2.


El equipo Xeneize, que por ese entonces era dirigido por Carlos Ischia y acumulaba 19 triunfos y 10 empates como local, recibió por la séptima fecha del Apertura 2008 a los de Victoria, que contaban con Morel como jugador revelación.

Sin embargo, el encargado de abrir el marcador ese 21 de septiembre fue Carlos Luna, que seguramente estará el próximo domingo otra vez enfrentando a Boca. El Chino, a sólo seis minutos de iniciado el encuentro, aprovechó su primera oportunidad y, de zurda, puso el 1 a 0.

El tempranero gol del delantero fue un golpe duro para los de la Ribera que no pudieron reaccionar y sufrieron otra vez la caída de su arco. Esta vez si fue Morel el encargado de hacer sufrir a la parcialidad local gracias a un certero tiro libre que siguió con la mirada el arquero Mauricio Caranta.

Aún en el primer tiempo y pese a encontrarse con dos goles en contra, los de Ischia pudieron salir adelante y, en dos ráfagas, primero a los 22 y luego a los 28, empataron las acciones. Rodrigo Battaglia empujó la pelota abajo del arco para el 2 a 1, mientras que Jonathan Blanco, volante del elenco de Diego Cagna, anotó en su propia meta tras un centro de Jesús Dátolo.

A poco de finalizar la etapa inicial, todo parecía acomodarse para que Boca pudiera mantener su racha de partidos sin derrotas en la Bombonera, hasta que nuevamente la dupla Morel-Luna le complicó la tarde a Juan Román Riquelme y compañía. Después de recibir un pase con la cabeza del autor del primer tanto del partido, Morel remató desde afuera del área y otra vez venció la resistencia de Caranta para establecer el 3 a 2, que sería definitivo. El panorama empeoró todavía más para los anfitriones ya que un minuto más tarde sufrieron la expulsión de Battaglia.

En la segunda parte, Tigre no pasó sobresaltos y, además de romper una extensa seguidilla de casi 30 partidos, obtuvo su segunda alegría visitando a Boca (solo había vencido en la temporada 1949 por 2 a 1).

El domingo estos dos rivales volverán a verse las caras y los dirigidos por Rodolfo Arruabarrena, campeón con la azul y oro en cinco ocasiones, tendrán una nueva oportunidad de quebrarle una racha a su contrincante, que cumplió la fecha anterior 19 cotejos sin caer bajo el mando de Julio César Falcioni.



Historial:

En la máxima categoría se enfrentaron en 53 oportunidades, con 35 triunfos para Boca (138 goles), mientras que Tigre festejó en ocho ocasiones (62 tantos). Diez veces el partido finalizó empatado.

Últimos cinco cruces:

-      Tigre 0-0 Boca (Clausura 2009)
-      Boca 2-1 Tigre (Apertura 2009)
-      Tigre 3-0 Boca (Clausura 2010)
-      Tigre 1-2 Boca (Apertura 2010)
-      Boca 3-3 Tigre (Clausura 2011)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada